Los tumores cerebrales se originan a partir de células del sistema nervioso central, el cual está formado por el encéfalo (cerebro, cerebelo y tronco encefálico) y la médula espinal, siendo uno de los principales objetivos en la terapia psicológica.

La ansiedad, la depresión, estados de ira explosivos… cualquier malestar psicológico o inestabilidad emocional prolongada en el tiempo, activa en el cerebro la segregación de hormonas propias de la afección, por medio del sistema nervioso central (SNC), causando la reacción que provoca los síntomas de dichas afecciones.

Las funciones conscientes e inconscientes de nuestro organismo se encuentran reguladas por el Sistema Nervioso (se encuentra protegido dentro del cráneo y la columna vertebral) y se trata de una estructura muy, muy importante y delicada, porque está sometida a diferentes exigencias externas y también corporales de presión, tracción y tensión.

Algunos de los síntomas que te indican que tienes alterado el SNC son cambios de carácter repentinos o en la manera con que se procesa el pensamiento, menor concentración, reducción de la memoria y de la capacidad para resolver problemas y hacer cálculos; Problemas de equilibrio, mareos, náuseas y vértigo (sentir que la habitación gira). Problemas en la coordinación. Convulsiones.

Si incluímos los nervios que salen del SNC llevando la información sensorial (SNP), lo visto en mi carrera profesional, lo que se puede experimentar con los efectos secundarios de una quimio o de un problema psicológico o psiquiátrico, se encuentran: La debilidad general, falta de energía, fuerza y coordinación. Pueden observarse problemas para caminar o sostener objetos. Entumecimiento, cosquilleo o ardor en las manos o los pies. Estreñimiento. Dificultad para controlar el flujo de orina. Disfunción eréctil. Pérdida de la audición y/o acúfenos. Pérdida de la visión y/o efectos secundarios sobre la visión, como visión borrosa o doble. Cambios en el gusto y el olfato. Dificultad para expresarse o para comprender el habla y dificultad para tragar.

Encontrar el cáncer cuando se encuentra en sus etapas iniciales a menudo permite la posibilidad de contar con más opciones de tratamiento. En algunos casos de la enfermedad en su etapa inicial, surgen signos y síntomas que pueden ser notados.

Si nos centramos en los síntomas de un tumor del SNC o cerebral, como profesionales de la salud mental que hay que tener en cuenta para no diagnosticar erróneamente una depresión o trastorno postraumático, debido al aumento de la presión intracraneal, serían los siguientes: Cefalea intensa (dolor de cabeza). Vómitos (generalmente por la mañana,), que pueden o no ir acompañados de náuseas. Cambios en la personalidad y en el comportamiento (irritabilidad). Visión borrosa por un ojo. Problemas con el equilibrio. Somnolencia y habría que incluir convulsiones (ver en la historia clínica de la persona, si de pequeño se desmayó o tenía lapsus, bloqueos o convulsiones).

Recuerdo dos casos que llegaron por tener vómitos frecuentes, uno sin causa orgánica encontrada en las pruebas médicas realizadas y con una apatía que mantenía durante más de año y medio, y otro con molestias estomacales diagnosticadas como úlcera y un cuadro postraumático causado por una relación con un narcisista. Ambos no parecían para nada un tumor cerebral, y sin embargo, lo eran.

Es fundamental que los profesionales de la salud mental realicemos un buen diagnóstico previo a la intervención. Para mí es muy importante compartir estos síntomas para evitar males mayores a personas que se sientes vulnerables y que llegan sufriendo mucho a consulta.

Así que toma nota! Los tumores del sistema nervioso central son tumores muy agresivos. No encontrarás propaganda ni anuncios sobre éstos, y sin embargo, son altamente destructivos y peligrosos. Crecen y se diseminan rápidamente, limitando las opciones de tratamiento. Se trata de los tumores sólidos malignos más frecuentes durante la edad pediátrica junto con los óseos, y poco se oye hablar de ellos.

Quiero recalcar cómo la Asociación Brains Get Famous cuyo CEO, María Kannon Clé, cineasta y guionista española, es creada ante su historia de lucha con un tumor cerebral y la ha llevado a compartir el mensaje a distintos países e instituciones de nuestro país, además de ayudar a las personas para que se informen sobre este tipo de Cáncer, previniendo dando a conocer sus signos físicos y mentales.

#BrainsGetFamous #SaludyCuidado #Prevencióntempranapsicológica #MariaSaavedra_psicóloga #tumorcerebral

¿Aceptar cookies?    Más información
Privacidad